Mono loco, siéntate

La resistencia, la mente imparable, ese “mono loco subido a un árbol” que es como describía nuestras mentes mi querido y respetado maestro de yoga… ese mono que nos arrastra y nos lleva “como locos” estresando nuestras vidas y que en estos días de confinamiento también está en casa, nerviosillo, alterando el ritmo tranquilo de vida. Todos pedimos TIEMPO porque lo necesitamos… Tiempo para quedarnos en casa, para dormir, para pasarlo con la familia, para descansar y ahora que podemos, sentimos un deseo de salir fuera como no lo sentíamos hace mucho… y es que el mono necesita saltar!

mono loco, mente estresada

Mono loco, mente estresada

Estamos aislados. Procuramos mantener una distancia de seguridad, no nos tocamos, no nos abrazamos… si vais por la calle y levantáis la mirada, la otra persona os esquiva… tiene miedo, un miedo sobrealimentado por los medios que nos alimenta al mono y éste se mueve más y más deprisa…

Y cuando podemos parar un rato al mono, empezamos a comprender que además del C19 hay quien ayuda poco o nada a que este planeta se mantenga sano, limpio… a que sea un hogar dónde vivir con paz, armonía, salud y naturaleza. Y empezamos a ver que con muy poco, podemos hacer un MUCHO para que esto vaya revertiéndose… para que nuestros ríos sean limpios, igual que el aire.

Por fin comprendemos que somos lo que comemos y que la mayoría de “cosas” que se venden en los supermercados, no son comida sino subproductos vacíos que nos llenan los estómagos, que nos satisfacen los sentidos y dejan al mono tranquilo, pero que en realidad nos hacen un flaco favor pues sanos, sanooos… poquico.

¿Has parado a observarte? ¿Ves cómo te comportas? ¿El mono coge el control o lo haces sentarse a tu lado para respirar sin prisas…? ¿Consigue él sacar lo bueno (o no tan bueno) de ti o consigues tú aceptarlo y sentarlo a tu mesa? ¿Respondes conscientemente o el mono salta primero y reaccionas ante cualquier estímulo externo?

Debes saber que el mono es amigo, que está muy condicionado por factores externos, que también necesita parar y descansar y… lo está deseando! Que el estrés lo trae frito y su vida se descontrola, y a la vez la tuya. Debes saber que SÍ SE PUEDE educar al mono, que puedes dejarlo descansar apaciblemente en una rama mientras charlas pacíficamente, que puedes quedarte mirando las nubes y que él diga “cuanto tiempo que no hacía esto…”, que puedes hacer un vida igual a la que ahora llevas y al tiempo volver a sentir la PAZ  y el SILENCIO INTERIOR como alguna vez hiciste no recuerdas con cuántos años…

mono loco consciente, mente Mindfulness

Mente Mindfulness

La mente la podemos parar, el mono puede relajarse, lo podemos integrar todo en un estado de calma y se puede sentar a nuestra mesa, y no es difícil! Sólo necesitamos dos cosas… MINDFULNESS y ganas de ser TÚ quien lleve las riendas de tu vida.

 

mono loco consciente, mente Mindfulness

Mente Mindfulness

Estoy deseando volver a dar clases, así que en nada… nos ponemos en marcha de nuevo. Reserva tu plaza cuanto antes y practica Mindfulness Transpersonal con nosotros.VUELVE A RESPIRAR.


 

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

 

Información sobre protección de datos: El responsable de este sitio es Berto Alós Matarredona. La finalidad es gestionar los comentarios, con la legitimación de tu consentimiento otorgado. Los destinatarios de los datos que me facilitas estarán alojados en los servidores de HostEurope, proveedor de hosting de esta web. Puedes ejercer tus derechos de acceso, rectificación, cancelación y oposición de tus datos